15.12.08

Lavandería con Internet

Hoy muy temprano en la mañana entré a mi cuenta de correo electrónico de Yahoo para ver qué correos tenía y, como ahora está incorporado ahí el Yahoo Messenger, me encontré con la agradable sorpresa de que una amiga que vive en España estaba conectada al mismo tiempo. Entablamos la conversación de inmediato.

Luego del primer intercambio de líneas le dije que ya hacía un par de meses que no nos encontrábamos en el chat. Me contestó que ya no vive en la residencia estudiantil donde antes se alojaba. Ahora tiene un pequeño apartamento donde no hay conexión de Internet.

-¿Estás en un ciber café? -le pregunté.
-No -me dijo-. Estoy en una lavandería y aproveché para ver mi correo en una de las computadoras que tienen aquí. (!!)

La idea de una lavandería con computadoras conectadas a la Internet me pareció estrafalaria, pero luego pensé que no carece de sentido. Si uno está esperando a que se lave su ropa bien puede tomar unos minutos para revisar correos o meterse a las páginas de noticias para angustiarse con los problemas mundiales.

Si en alguna ocasión esta amiga me dice en el chat que está conectada a la Internet en una tienda de embutidos le voy a tener que creer. Sería una manera entretenida de ocupar el tiempo mientras Pilarica, la vendedora, atiende al resto de clientes que estarían interesados en comprar jamón serrano.

2 comentarios:

carlosp dijo...

Hace dos semanas tomé un bus súper barato de Washington, D.C. a Nueva York. ¡El bus tenía acceso inalámbrico a Internet! No lo sabía. No llevé el laptop, pero navegué tranquilamente a través del iPod.

Arbolario dijo...

No está muy lejano el día en que haya acceso universal y gratuito a la Internet.