17.8.06

¡Qué golpe!

Hoy por la tarde iba a sentarme frente a una computadora cuando ¡pom! Me di un golpe fuerte en el codo. Mi brazo no estaba pegado a mi cuerpo y el codo se estrelló contra un escritorio. Me estuvo doliendo durante más de una hora.

No es de extrañar que me ocurran estas cosas. No pasa una semana sin que me dé un golpe fuerte en alguna parte del cuerpo. A veces me estoy quitando una camisa sport y ¡cuas! Un codazo o un manazo contra la puerta del armario. Por no haber calculado bien las distancias.

Cuando era niño vivía golpeándome en la cabeza. Mi mamá se hizo experta curándome los chichones en la frente. Una vez me paré sobre una pelota y... ¡cataplum! Perdí el equilibrio y me estrellé contra el suelo. Una moneda sobre el golpe y una fuerte fricción para que bajara lo hinchado.

En una ocasión fui al Parque Balboa en Los Planes de Renderos. Me subí a mi monopatín y me deslicé cuesta abajo por la calle principal. No había avanzado cien metros cuando mi velocidad se había vuelto espeluznante. Pasó lo que tenía que pasar: ¡torroplok! Espectacular chichón en la frente. Ya no me quedaron deseos de seguir montando en el monopatín el resto del mes.

Y no pocas veces me he dado rodillazos contra sillas, gavetas, escritorios, puertas y un larguísimo etcétera. Pero hace un par de días me sucedió algo realmente extraño: dejé una caja sobre una de las repisas en la oficina. En esa caja tengo guardados manuales y discos de software. No es tan grande, pero sí pesada. Bajé la vista y tomé el teléfono cuando... ¡crank! La caja se cayó y me golpeó la cabeza. Por suerte no tenía puestos mis lentes porque se habrían caído.

De milagro no me he quebrado nunca un hueso. La cicatriz más grande que tengo es la de mi apendicectomía. Y ni tan grande que es. Es un poco mayor que la falange de mi pulgar. Por ahí salió la tripa infecta de diez centímetros de largo.

9 comentarios:

Rebeca Torres Olivares dijo...

Lo siento por lo del golpe, yo si me he quebrado el tobillo y es incomodisimo andar con yeso. Pero solo esperate a verme manana y sabras a lo que me refiero.

Beka dijo...

aaay vaya! por fin encuentro a alguien a que su aparato psicomotor no le ayuda mucho..ajjajajaa

yo sigo golpeandome todos los dias y en todas partes, lo peor es que por muy leve que sea el golpe.. si que me duele!!

Anónimo dijo...

las onomatopeyas son fantásticas...
lástima que son golpes. cuidate.

Arbolario dijo...

Anonimo: me faltaron algunas: ¡palangán! ¡Zoc! ¡Juácata!

beka: ya me di el rodillazo de rigor hoy por la mañana.

rebeca: ese tobillo debe dolerte con el frío, ¿verdad?

Rafael Menjivar Ochoa dijo...

Sinapsis. Siempre se me olvida esa palabreja. Hay gente a la que le fallan las sinapsis. Mi madre siempre está llena de moretones porque se estrella contra todo, se le caen los platos mientras lava (es el terror de las vajillas) y cosas así. Yo lo que tengo es problemas de lateralidad: no sé cuál es izquierda, derecha, arriba ni abajo; no tengo mucha noción de mi tamaño ni del largo de los brazos. Cuando chico hacía todo con las dos manos (iba para ambidiestro, pues) y me obligaron a que usara sólo la derecha. Y pos así no. Mi mano de movimientos finos es la izquierda. Antenoche me torcí el brazo izquierdo y vieras qué relajo para jugar yenga con Krisma anoche... Me ganó 3 a 2. (Claro que después jugamos dominó, je je. Para eso sí soy bueno, gracias a viejos tipógrafos y prensistas mexicanos que me posgraduaron a punta de humillación; ondas de la vieja escuela.)

Antares dijo...

No pasa un tan solo día (desde mi niñez)sin que me encuentre un nuevo moretón, raspón y de esas heriditas que solo sentís cuando te estas lavando y que no sabes de donde te salieron (o te entraron, jeje). Pero ya veo que hay mas compañeros de infortunio.

Sinapsis, busqué la palabrita porque está coqueta: Región de contacto entre los axiones y las dendritas, es una conexión neuronal funcional, no anatómica.
o sea amigos que "estamos cruzados", jeje.

USUARIA ANONIMA dijo...

BUENO, CREO QUE EL CHOCAR CON COSAS O CAERSE ES UN PROBLEMAS MOTOR Y DE EQUILIBRIO ( Y NO SOY MALA ONDA PORQUE ME INCLUYO), PERO YA ESO DE NO SABER LA PROPORCION DE TU CUERPO RAFA ESO YA ES GRAVE (JAJAJAJAJA PAJITAS, PERO EL PROBLEMA EN ESO RADICA EN PARTE A LA LATERALIDAD CRUZADA QUE LLEVAS POR SER ZURDO Y OBLIGARTE A SER DIESTRO (MMMMMMM QUE FEO NO? SI ESO ES CEREBRAL NO DE QUE HOY ME LEVANTE DECIDIENDO QUE SOY ZURDO)Y LO OTRO ES DIFICULTAD PARA UBICARTE ESPACIALMENTE EN RELACION A TU CUERPO... YA VI QUE MEJOR LES HAGO A TODOS UNA EVALUACION ...JAJAJAJAJAJ LES COBRO BARATUS, HARMANO!!!JAJAJAJA PAJAS USTEDES, PERO ES CIERTO LO QUE LES DIGO DE LOS PROBLEMAS MOTORES, HASTA HACE UNOS ANOS, NUESTRO PAIS COMIENZA A TRABAJAR SERIAMENTE EN LA IMPORTANCIA DEL APRESTO NO SOLO EN LA PARVULARIA. COMO SEA, DUELE EL PORRAZO!!!

USUARIA ANONIMA dijo...

AHHHHHHHHH SE ME OLVIDABA, ESO DE PONER MONEDAS EN LOS CHICHONES NO SE HACE, ES MEJOR UN ANTI INLAMATORIO O HIELO.... PERO, ESA ERA LA COSTUMBRE DE ANTES. SI SUPIERAN LO PELIGROSO QUE ES. PERO A MI ABUELITA QUIEN LA HACE ENTENDER QUE ESO NO SE PUEDE!!!

Julio Suárez Anturi dijo...

Tuve un jefe en la radio que vivía golpeándose con la punta del escritorio, se machucaba el dedo al cerrar el cajón, se tropezaba subiendo las escaleras, le pasaban corrientazos al tocar cosas. Era gracioso. Por supuesto que nos reíamos. Eso me recordaste, Salvador. Abrazo.